¿Cuál es la diferencia entre el tóner y un cartucho de tinta?

diferencia-cartucho-toner-tinta

¿Qué diferencia hay entre el tóner y un cartucho de tinta? ¿Qué es una impresora de tóner? ¿Qué es un cartucho de impresora? ¿Qué cartuchos son más baratos? Si tienes todas estas dudas, te las resolvemos aquí.

Una de las elecciones cuando adquirimos un nuevo equipo de impresión es la de elegir entre tinta o tóner. La amplia variedad de opciones y la terminología específica pueden hacer que la decisión sea un poco abrumadora.

¿Qué diferencia hay entre el tóner y la tinta?

La principal diferencia entre el tóner y un cartucho de tinta es que la tinta se usa en impresoras de inyección de tinta y el tóner se utiliza en impresoras láser.

Mientras que el cartucho de tinta es líquido, el tóner está en formato polvo. En cuanto a los resultados, ambas ofrecen una alta calidad, pero la capacidad del tóner es superior, ya que puede ejecutar trabajos más grandes, mientras que la tinta tiene una capacidad de hojas de papel menor. Además, la inyección de tinta resulta menos precisa y más lenta que la láser. En la compra inicial, los cartuchos de tinta son más económicos, pero se reemplazan con mayor frecuencia. Por eso, para grandes cantidades de impresión, puede salir más a cuenta el tóner.

¿Qué es un cartucho de tinta?

Como su nombre indica, los cartuchos de tinta se utilizan en impresiones a inyección de tinta. En este caso, un cartucho es la unidad reemplazable que contiene la tinta utilizada para transferir imágenes y texto al papel. El cartucho de tinta debe cargarse en el cabezal de impresión. La tinta líquida se almacena dentro de un compartimento de aluminio hermético que está cubierto con pequeñas boquillas de tinta. El cabezal de impresión se desliza de un lado a otro a través de la hoja mientras las boquillas van soltando tinta.

cartuchos-tinta

¿Qué es un cartucho de tóner?

El tóner se usa en las impresoras láser, y es un conjunto de partículas de polvo que se fusionan sobre el papel a través de rodillos calientes, mediante cargas eléctricas. El calor de los rodillos derrite el polvo (que está siempre en forma de mezcla fina y seca) y eso hace que se impregne en la hoja. Las cargas colocan las imágenes o texto en ciertos puntos de la página, y el resultado final es de gran definición y calidad.

cartuchos-toner

Todos los cartuchos, tanto de tinta como de tóner, son testeados por la Organización Internacional de Normalización (ISO), para medir el nivel de consumo y definir cuántas páginas es capaz de imprimir antes de agotarse. A mayor rendimiento, más páginas imprimirá, y por tanto más caro será el cartucho.

En conclusión, básicamente el tóner es más caro pero ofrece una mayor calidad, y el cartucho de tinta resulta más económico al principio. Pero para grandes cantidades de hojas el coste del tóner se reduce. Por eso, probablemente para un uso doméstico estándar una impresora de tinta ya es suficiente, pero si se busca una impresora para empresas, donde se va a imprimir a menudo y se requiere una calidad superior, la impresora láser puede dar muy buen resultado.

Máxima calidad al mejor precio

Conoce a Sistemas Digitales